Contratar a un influencer para promocionar tus productos o servicios quizás no esté al alcance del presupuesto de tu empresa, porque el marketing de influencia suele ser una práctica más habitual de las grandes marcas. Pero sí puedes aprender de ellos algunas estrategias para hacer crecer tu audiencia y conectar mejor con ella a través de la publicación de vídeos. El enfoque creativo que utilizan para sus contenidos, la cantidad de vídeos de calidad que comparten y la regularidad con la que publican son algunas de las lecciones que puedes aprender para, a través del tiempo y poco a poco, convertirte en un referente de tu sector.

5 lecciones de un influencer para aplicar a tu estrategia de vídeo marketing

1. Apuesta por fórmulas probadas

Un influencer invierte mucho tiempo en producir una gran cantidad de vídeos para satisfacer la demanda de su audiencia. Cuando encuentra una fórmula o un formato de éxito los repite, una y otra vez, porque ha resuelto gran parte de la creatividad de sus vídeos. Ahora solo necesita tiempo para crear los contenidos.

Prueba diferentes secciones o formatos de vídeos, cuando compruebes que algo funciona apuesta por ello. Con una estructura definida solo tendrás que dedicar algo de tiempo para contar o crear contenidos sobre esos temas que dominas. Los espectadores sabrán que te encontrarán en ese espacio y, si respetas un horario o día de publicación, tu audiencia no te fallará.

2. Transmite transparencia y credibilidad

Un influencer no surge de un día para otro. La audiencia, la confianza y la fidelidad se gana a través del tiempo con transparencia y honestidad, además de trabajo y conocimiento.

Tus seguidores esperan consejos o relatos de experiencias de esa fuente confiable. Cuenta historias genuinas sin temor a transmitir los miedos o fracasos que también formaron parte de tu carrera profesional o proyecto empresarial. Transmitir empatía, reconocer la ansiedad o esos vaivenes anímicos que suelen formar parte del desarrollo de los negocios ayuda a otros emprendedores, conecta con la audiencia y humaniza la marca.

3. Involucra en tus vídeos a referentes de tu sector

Una acción muy eficaz que algunas veces suelen hacer los influencers es colaborar con otros influencers en un vídeo conjunto, por ejemplo. El gran estímulo de esto está en el alcance de sus publicaciones, ya que llegarán a la audiencia de ambos. Una gran ocasión para promover sus principales canales de comunicación a un público que, quizás, no tenían acceso.  

Crea una sesión de preguntas y respuestas con algún referente de tu sector o que se pueda vincular a él, o hazle una entrevista. Si hay un compromiso mutuo para la difusión de lo realizado te permitirá ampliar el alcance de tu vídeo, ya que también llegará a la audiencia del invitado y será una gran oportunidad para darte a conocer a un público nuevo, del que puedes lograr nuevos seguidores.

4. Promociona tus contenidos en las diferentes redes sociales

Si un influencer hace publicidad en Instagram o en Youtube por qué no promocionar los contenidos de tus vídeos en las diferentes plataformas o redes sociales para dirigir la audiencia a tu canal principal.

Selecciona fragmentos de tus vídeos y preséntalos de la forma más adecuada para cada canal o red social. La adaptación del contenido a la plataforma elegida es fundamental para captar la atención de la audiencia. Porque no solo importa lo que dices, sino cómo lo dices. Una experiencia satisfactoria en la visualización de ese contenido puede derivar audiencia a tu web o canal de vídeo y generar nuevas conversiones.

5. Muéstrate como eres

Para potenciar la relación con sus seguidores el influencer suele organizar alguna sesión de preguntas y respuestas en la que da a conocer sus gustos, algunos datos y anécdotas de su vida, tanto profesional como personal, e incluso experiencias muy divertidas o consejos que le piden. Estos eventos los realizan por el canal que consideran más conveniente: Intagram, Facebook Live y Youtube.

Imita a los influencers, sobre todo cuando hayas conseguido una comunidad considerable. Es un formato que no requiere de gran producción y puede resultar muy eficaz para generar engagement y atraer más seguidores. Leer comentarios, preguntas o sugerencias que te llegan por diferentes canales y responderlas también te ayudará a construir comunidad, potenciar tu marca y proyectarte como un referente de tu sector. Cualquier usuario al que la marca responda se sentirá parte de ell, un sentido de pertenencia que determina una conexión fuerte y duradera.

El vídeo te permite interactuar con tus seguidores, potenciales usuarios o clientes. Así puedes conocerlos mejor, ofrecerles soluciones e influir sobre ellos. Los influencers lo han logrado de manera natural e informal. Sus estrategias también pueden servir para impulsar tu negocio.

Leave a Reply